« Volver
17/07/2017 Clasificados Prensa Libre
La mayoría de personas, cuando alquilan una propiedad por primera vez, se fijan únicamente en la ubicación y valor del lugar, pero existen otros factores a tomar en cuenta.

Al momento de alquilar un apartamento, acostumbras pensar en su ubicación, la cantidad de ambientes, su precio, etc. Sin embargo, existen varios factores adicionales que no puedes dejar de lado, sobre todo si alquilas por primera vez.

Estos son cuatro de ellos.

Obligaciones de ambas partes

Verifica que quien te alquile sea realmente el dueño, para evitar gastos adicionales. El propietario debe entregarte la vivienda en perfectas condiciones. A su vez, tú como inquilino deberás entregarlo todo en el estado en que lo encontraste, teniendo en cuenta el deterioro que suele producirse en las viviendas por el paso del tiempo.

Asimismo, cuando concluye el contrato y debes dejar el apartamento, tendrás que presentar los comprobantes correspondientes a los pagos que hayas hecho de los servicios.

Cláusulas a verificar del contrato

Salvo que se trate de inquilinos turistas, el plazo mínimo de alquiler suele ser de un año, debiéndose establecer este plazo por escrito. Si la vivienda se daña accidentalmente (incendio o inundación) y no es posible que la sigas habitando, podrías rescindir el contrato. Esto es, lógicamente, si el accidente no tuvo responsabilidad tuya.

Si en caso algo se rompe y no fue culpa tuya, el propietario deberá afrontar el gasto de reparación. Si se demorara en llevar adelante este arreglo, podrías hacerlo tú y luego descontar el gasto en el pago de alquiler.

¿Qué pagar y qué no?

Si decidieras dejar la vivienda antes de tiempo, puedes hacerlo a partir de que hubieran transcurridos seis meses de contrato, previa notificación del dueño.

Incremento del alquiler

El inquilino puede aumentar la cuota de alquiler, toda vez esté justificada y sea notificada previamente con los ocupantes del lugar y estos estén de acuerdo y accedan a pagarlo. 

Leer más...